No, esa Coca-Cola no tiene un 38 % menos de azúcar

En las últimas semanas hemos visto varios titulares y artículos algo confusos sobre una supuesta reducción de la cantidad de azúcar añadido en la Coca-Cola. ¿De verdad esa Coca-Cola del bar tiene un 38 por ciento menos de azúcar que hace unos años?

Titular sobre la reducción de azúcar de Coca-Cola en un diario económico.
Titular sobre la reducción de azúcar de Coca-Cola en un diario económico.

Las bebidas azúcaradas causaron en 2010 unas 184.000 muertes en el mundo (estudio). Desde luego, cuando tu producto estrella está a punto de convertirse en el nuevo tabaco, es normal que cambies de estrategia.

Desde hace años y en algunos mercados, Coca-Cola y otras marcas de refrescos están ampliando su catálogo con productos menos azucarados o acalóricos o, incluso, agua mineral. Esto está provocando el efecto estadístico de que, por cada 100 litros de bebidas diversas que venden, las bebidas azucaradas originales —la Coca-Cola o la Pepsi normales— representen un porcentaje menor de sus cifra de negocio.

Cigarrillos y lechugas

Siguiendo con la comparación con el tabaco, si llevo décadas vendiendo cigarrillos y, de repente, adquiero una empresa que vende lechugas, podré decir que el contenido de alquitrán en mis productos ha descendido un tanto por ciento aunque siga vendiendo los mismos cigarrillos.

Esto NO significa que mis cigarrillos o coca-colas sean menos malos, solo que mi catálogo ha crecido con otras referencias y me ha regalado un interesante efecto estadístico con el que puedo llenar páginas de periódico —ya sea aprovechando el despiste estadístico de algunos periodistas o ya sea a golpe de talonario—.

Ojo, que @sinazucarorg puede quedarse sin curro… 😂😂😂

Una publicación compartida de Raúl (@paleoraul) el

Donde sí hay menos azúcar

Por otro lado, Coca-Cola sí ha reducido el azúcar en algunas de sus fórmulas. Hemos preguntado a la compañía y nos asegura que sí ha habido reducciones de entre un 30 y un 80 por ciento de azúcar en cuatro de sus productos: Fanta, Sprite, Minute Maid y Powerade. Además, su apuesta por productos con edulcorantes acalóricos sigue creciendo: según los datos que nos ha facilitado la empresa, el 41 por ciento de las coca-colas que se venden en España son light o zero.

Ahora está por ver qué efectos para la salud acabarán teniendo estas nuevas fórmulas y las de sus primos acalóricos —Light, Zero…—. Por ahora, la cosa sigue teniendo mala pinta para la industria de los refrescos: sus versiones sin calorías muestran una chunga asociación con la obesidad (estudio) y podrían estar dañando a tu nueva mejor vieja amiga, la microbiota (artículo, artículo).

CC BY-SA 4.0 Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.

Y tú, ¿qué opinas? Deja un comentario y charlemos sobre esto...